Búsqueda de empleo por internet: método SMART

busqueda empleo

Como ya te habrás dado cuenta encontrar un trabajo no es algo fácil y no te puedes limitar a hacer un buen currículum o tener un perfil en LinkedIn, enviar tu currículum a todas las ofertas que encuentres y esperar a ver si te llaman. Necesitas ser proactivo y además, tener una metodología que te lleve a tu meta final. Conseguir un trabajo es un trabajo en sí mismo.

Actualmente es cierto que las ofertas de empleo se han reducido, sin embargo, en muchas ocasiones el trabajo se escapa de las manos, a pesar de estar cualificados, por no hacer una planificación en la búsqueda de empleo, por ello aquí te proponemos el método SMART.

Método SMART para alcanzar objetivos

Cuando nos proponemos objetivos generales, poco realistas, imposibles de medir y sin límite de tiempo es difícil que los logremos. El método SMART, en cambio, te ofrece una metodología de actuación que puedes aplicar a cualquier aspecto de tu vida, incluido, por supuesto, la búsqueda de empleo.

SMART es un acrónimo inglés de Specific (específico), Measurable (medible), Attainable (alcanzable), Relevant (realista), Time bound (temporalizado).

Específico

La mejor forma de lograr una meta es definirla detalladamente, especificando qué es exactamente lo que quieres conseguir. Aunque tu objetivo final es conseguir un empleo, la premisa “encontrar trabajo” es algo muy genérico que incluso puede llegar a  ser contraproducente. Lo mejor es definir qué tipo de trabajo deseas conseguir y hacer un listado de las empresas que ofertan ese puesto. Así habrás definido un objetivo concreto, específico, y te será más fácil actuar para lograrlo.

Como profesional también debes especificar tu perfil, ya que si para acceder a más ofertas de empleo te defines de forma genérica, en realidad lo que harás es tener más competencia, debido a que  en el mercado laboral abundan los perfiles genéricos. Por lo tanto, cuanto más específico seas en tu perfil profesional tendrás más posibilidades ya que estarás accediendo a un mercado en el que la cantidad de empleados demandados es menor, y en consecuencia el número de candidatos al puesto también será menor.

Un perfil profesional bien definido aumenta tus posibilidades de conseguir un empleo.

Búsqueda de empleo por internet

Medible

La mejor forma de lograr un objetivo es que éste sea mediable para poder comprobar si vas por el buen camino o, por el contrario, si debes cambiar el rumbo o  simplemente determinadas acciones para llegar a conseguirlo. La mejor forma de hacerlo es definir claramente los diferentes pasos que tienes que dar para conseguir tu trabajo.

Hacer una planificación de los distintos pasos intermedios para lograr tu objetivo te permitirá ver si estás progresando por encima o por debajo de tus expectativas, y podrás realizar un registro semanal o mensual con los resultados de las distintas acciones para obtener, de esta forma, una panorámica de tus progresos.

Por ejemplo, un paso intermedio es hacer el currículum. Para saber si funciona,  apunta el número de currículums que has enviado en una semana y las entrevistas que has tenido durante esa semana. Esto te dará una idea de la eficacia de tu currículum, y de si debes o no realizar cambios en él.

Por ello, establece objetivos intermedios medibles que midan el progreso de tu búsqueda de empleo.

Alcanzable

La mejor forma de alcanzar el objetivo final, la contratación, es dividir la búsqueda de trabajo en etapas más sencillas.

Hacer un buen currículum, crearse un buen perfil en LinkedIn, por ejemplo, preparar las entrevistas de trabajo, etc. Son pasos esenciales que debes cuidar, por separado, si quieres lograr tu meta.

Realista

Antes que nada debes distinguir bien entre ser realista y tener la creencia de que no puedes conseguirlo. ¡Son conceptos bien distintos! Lo mejor es tomar conciencia y buscar todas las evidencias posibles que te hagan percibir que el objetivo es realista.

Muchas veces esta desconfianza en las posibilidades de uno mismo (“no puedo conseguirlo”) es consecuencia de la desmotivación. Por ello es la importancia de optar a empleos acordes con tu valía, experiencia y formación, que te permitan mantener una alta motivación, incluso si no lograras el trabajo. En determinadas ocasiones, por necesidad urgente o desesperación, puedes llegar a perder la perspectiva realista, en perjuicio propio, y optar a un puesto de menos categoría del que realmente podrías. Optar a puestos de trabajo a la altura de tus posibilidades reales te satisfará a nivel personal y profesional, lo que hará que aumente tu autoestima y tu motivación.

Una buena forma de mantener tu estatus profesional a la hora de buscar trabajo es, por ejemplo, construir una marca personal.

Temporizado

De nada sirve tener todo planificado e ir posponiéndolo siempre para mañana. La mejor forma de ponerse manos a la obra con un proyecto es marcarle un tiempo de realización. En la búsqueda de empleo esto puede resultar un poco extraño ya que ni puedes controlar las ofertas que se van a publicar ni puedes saber si lo conseguirás. Sin embargo, el ponerle una fecha concreta te hará ponerte en marcha.

Si, por ejemplo, te marcas de plazo seis meses para conseguir un empleo, esto hará que empieces hoy mismo a planificar tus movimientos: definir tu futuro profesional, construir una marca personal, crear un buen currículum, ampliar la red de contactos, hacer networking, etc. Y también te obligará a señalar los plazos de cada una de las distintas etapas en las que has dividido tu objetivo para conseguirlo.

¿Qué te parece este método que te proponemos? ¿Lo conocías? ¿Conoces otros que te han dado resultado? Nos gustaría conocer tu experiencia y tu estrategia a la hora de buscar un empleo. ¿Nos la cuentas?

Búsqueda de empleo por internet: método SMART
5 (100%) 1 voto

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario