Manifiesto Crowd: Inteligencia colectiva para impulsar las empresas del siglo XXI

Manifiesto Crowd inteligencia colectiva para el impulso de las empresas

Las nuevas tecnologías impulsan una revolución en el funcionamiento interno y externo de las empresas que, en su proceso de transformación digital, van a promover nuevos modelos de trabajo con la innovación y la inteligencia colectiva como dos de sus grandes motores. ¿Cómo afrontar este cambio hacia una Sociedad en Red? El manifiesto Crowd te aporta claves para hacerlo.

¿Qué es el manifiesto Crowd?

Manifiesto Crowd: “La empresa y la inteligencia de las multitudes” es la obra de Antoni Gutiérrez-Rubi y Juan Freire, expertos en comunicación política y empresarial, así como en tendencias e innovación. Manifiesto Crowd fue lanzado en el año 2013 con el objetivo de mostrar cuáles serían los nuevos caminos y retos que tendrían que afrontar las empresas en el contexto de la transformación digital.

Este tratado digital, distribuido bajo licencia Creative Commons, plantea la urgente necesidad de que las empresas evolucionen hacia modelos de empresa Crowd en los que conceptos como la inteligencia colectiva, la innovación abierta, la colaboración y el cambio de mentalidad son los ejes sobre los que pivota un cambio directamente relacionado con el proceso de transformación digital.

Para ello, los autores plantean, como punto de arranque, una serie de preguntas con las que presentan los retos que van a tener que afrontar las organizaciones en un nuevo ecosistema de Organizaciones en Red que influye tanto desde el punto de vista de su organización interna, como en sus relaciones con sus clientes. ¿Cuáles son estas preguntas?

  • ¿Cómo afrontar la forma de relacionarse y comunicarse en el nuevo entorno digital?
  • ¿Cómo reformular y adaptarse a los nuevos modelos de diseño, producción o financiación para que aprovechen todas las posibilidades de este poder de las multitudes?
  • ¿Cómo convertir una organización  en una multitud inteligente y cuáles son las claves para liderar este nuevo modelo?

Hacia un nuevo modelo de empresa Crowd

En este nuevo modelo de empresa Crowd que proponen Gutiérrez y Freire la colaboración se convierte en el pilar del día a día de las organizaciones a través de procesos como:

  • Crowdworking, crowdthinking y crowdcreating para los procesos de producción y creación, que además se apoya en el crowdsourcing.
  • Crowdfunding para impulsar nuevos modelos de financiación.
  • Crowdbuying, crowdvoting, crowdplanning y crowdcuration como ejes para la comercialización de los productos de las empresas y la relación con sus clientes.

De esta manera, el concepto de inteligencia colectiva adquiere un papel protagonista para aprovechar todas las oportunidades que surgen en un entorno de cambio permanente y con la transformación digital como telón de fondo para definir este nuevo modelo de empresa que se define por:

  • Una empresa con una organización permeable que no solo se nutre de las ideas que surgen en su organización, sino que está abierta a procesos de innovación abierta.
  • Contar con procesos abiertos de toma de decisiones pacientes y que esperan el momento adecuado para lanzar sus iniciativas y productos.
  • Organizarse en torno a estructuras horizontales, de trabajo colaborativo en la que las nuevas tecnologías son el eje de conexión entre los diferentes nodos que integran la red de comunicación de la empresa y que, de esta manera, evoluciona hacia una comunidad.
  • Poner al usuario en el centro de toda la estrategia y estar siempre vigilante ante los cambios que surgen y afectan al mercado. El cliente se integra como un elemento clave en este concepto de comunidad al que evoluciona la empresa. De consumidor se pasa a prosumidor.
  • Comunicarse de forma permanente con el cliente a través de los canales de difusión de la empresa en redes sociales que se convierten en otro de los elementos clave en todo el proceso de toma de decisiones antes, durante y después del lanzamiento del producto.
  • Un nuevo modelo de liderazgo y de comunicación que deje a un lado los procesos verticales y la arrogancia de las empresas tradicionales en pos de una actitud transparente, comunicativa y humilde ante posibles errores. ¿Conoces las claves de liderazgo en la era digital?
  • Disrupción y búsqueda permanente de la innovación como fórmula de trabajo y en la relación con clientes, colaboradores y proveedores. ¿Sabes qué es la disrupción digital?
  • Evolución del concepto de masa (producto masivo) al de multitud basado en el espíritu crítico y la importancia de la opinión de cliente.
  • Crowdsourcing como camino para aprovechar todo el talento de las multitudes y redireccionarlo hacia la generación de nuevas oportunidades para la empresa.

Tal y como se señala en el manifiesto, “incorporar el crowd en el ADN de las organizaciones será vital para desarrollarse en el nuevo ecosistema social que plantea nuevos retos a la actividad económica, empresarial e innovadora. Los mercados son todavía conversaciones…. pero cada vez más de multitudes inteligentes que no solo opinan, sino que quieren co-­decidir, co-­crear, co-consumir”.

Manifiesto Crowd: 66 claves para la empresa del siglo XXI

Todos estos conceptos se resumen en 66 claves en las que, de una forma concisa y en menos de 140 caracteres, se señalan los principios de este nuevo concepto de organización que será imprescindible para la supervivencia y el crecimiento de las empresas en este nuevo contexto. Estas son sus claves:

    1. Los mercados son relaciones.
    2. Las multitudes no son una turba, caótica, ni una masa, homogénea, son un colectivo diverso y organizado en red.
    3.  La inteligencia colectiva no depende de las inteligencias individuales de cada uno de los componentes del grupo.
    4. Agregar y filtrar opiniones individuales es solo una forma primaria de crowdsourcing que permite atacar problemas simples.
    5. Los problemas complejos e indefinidos precisan comunidades de práctica en un entorno procomún para generar verdadera inteligencia colectiva.
    6. Las masas pueden ser excelentes para producir eficiencia y calidad y por tanto son un modelo propio de la era industrial.
    7. Cuando se trata a un grupo como una masa no se extrae inteligencia de su acción, solo obviedad estadística.
    8. Contar con un mercado aparentemente cautivo y perder la posición ante la sociedad nos lleva tarde o temprano a la ruina.
    9. La empresa del siglo XXI no puede estancarse en un su perímetro de seguridad, debe explorar el posible adyacente.
    10. Una empresa puede estar cerrada al exterior o abierta al mundo, ahogarse o transformarse.
    11. Las empresas deben explotar lo que saben hacer, pero también explorar lo que podrían llegar a conocer.
    12. Ser permeables para dejar que el futuro se cuele entre las paredes del presente
    13. Confrontando realidades duras en una sociedad líquida, las empresas deben ser viscosas para sobrevivir y adaptarse.
    14. Conectividad empresarial no es unir puntos, ni tejer redes… es establecer relaciones para pensar, desarrollar y comercializar conjuntamente.
    15. La empresa debe ser una plataforma para construir un ecosistema del que nazcan las oportunidades.
    16. La empresa crowd transforma el conocimiento colectivo en relaciones, organización y negocio.
    17. La RSE es el pasado, negocio e implicación social son ya dos partes inseparables de una misma estrategia.
    18. La empresa crowd transforma la competividad en competencia y la rivalidad en cooperación.
    19. La empresa crowd está abierta al mundo entero.
    20. Las organizaciones jerárquicas orientadas a la eficiencia se desconectan emocionalmente de sus empleados y su innovación es cara y lenta.
    21. Cuando se trata a un grupo como una multitud diversa puede surgir innovación y verdadera inteligencia colectiva.
    22. Aprendamos a valorar la inteligencia emocional de las empresas, de las organizaciones.
    23. En un mundo en cambio continuo la innovación continua es una necesidad de supervivencia y no ya una opción más para las empresas.
    24. Externalizar la innovación aumenta la diversidad y reduce costes pero no resuelve las patologías de las organizaciones.
    25. La verdadera innovación abierta requiere implicación y liderazgo de la organización.
    26. La innovación abierta implica escuchar y abrirse al exterior, suavemente.
    27. La razón de ser de una empresa hoy es la innovación orgánica y continua en que participan agentes internos y externos.
    28. El modelo clásico y lineal de I+D+i solo permanece como una pequeña parte de los procesos de innovación de unas pocas industrias.
    29. La nueva I+D es la innovación y diseño como procesos que se incorporan a toda la cadena de valor, a todo el personal
    30. Para poder innovar hay que tolerar el fracaso.
    31. Fracasar es apenas encontrar soluciones que no sirven, todavía.
    32. Quienes no fracasan en sus búsquedas innovadoras no se han atrevido lo suficiente.
    33. Para una empresa, la mejor prueba de su voluntad innovadora es su capacidad de recompensar fracasos audaces.
    34. La consumerización de la capacidad tecnológica destruye la ventaja competitiva de las grandes organizaciones.
    35. No es inteligente no tratar a los consumidores como ciudadanos inteligentes.
    36. Una pequeña acción con muchos seguidores aportará grandes cambios.
    37. El poder de los consumidores es muy alto. Cuando no pueden contribuir, se organizan y tejen su venganza en red.
    38. Una marca efectiva debe incorporar a su narrativa las relaciones emocionales con y las voces de los stakeholders.
    39. La gobernanza de un ecosistema complejo de stakeholders debe ser la preocupación principal de cualquier organización.
    40. La complejidad actual no se puede controlar con planificación pero se puede gobernar diseñando las infraestructuras relacionales.
    41. Navegar es preciso, controlar no es preciso.
    42. Una buena historia que indica direcciones vale más que un anticuado plan que impone metas.
    43. Los usuarios buscan servicios y experiencias personalizables más que productos.
    44. La personalización precisa de la intervención activa del usuario, en caso contrario se percibe como falsa.
    45. El usuario es ya un co-diseñador. Necesitamos interfaces que lo faciliten ofreciendo solo la complejidad significativa.
    46. La innovación precisa de ecosistemas para la colaboración y por tanto de espacios y plataformas como escenarios para la interacción.
    47. Transformación global: espacios (coworking), metodologías (design thinking), innovación (crowdcreating) y financiación (crowdfunfing).
    48. Los viveros de empresas (siglo XX) han muerto y han nacido los espacios de innovación colectiva (siglo XXI).
    49. Toda innovación es colectiva y nace de un escenario para la interacción.
    50. Personas motivadas, espacios dinámicos y abiertos, e interacción entre miembros promueven la innovación distribuida.
    51. En la sociedad crowd, la cultura del uso sustituye a la cultura de la posesión.
    52. El procomún es una forma de relación, gestión y gobernanza y por tanto requiere de reglas. No tiene en si mismo ideología, pero no es neutro.
    53. La financiación colectiva aporta compromisos, talento y motivación, además de dinero.
    54. Los knowmads son los artesanos del siglo XXI: generan conocimiento, crean entorno y desarrollan procesos.
    55. Las diásporas creativas aportan apertura y diversidad, conectad redes.
    56. Solo es posible aprender (e innovar) desde la acción y la experimentación. Aprender es emprender y emprender es aprender.
    57. La capacidad de innovación ciudadana aumenta con el acceso a infraestructuras como tecnologías sociales y laboratorios de producción.
    58. Las tecnologías pueden ser sociales si son diseñadas para el empoderamiento ciudadano facilitando su autonomía y capacidad de producción.
    59. Las tecnologías sociales generan recursividad al facilitar el desarrollo ciudadano de nuevas infraestructuras.
    60. Comunidades y redes que fabrican son alternativas a la producción y gestión de actividades que antes solo eran posibles en organizaciones formales.
    61. Comunidades y redes cumplen con funciones de soporte social abandonas por las instituciones.
    62. Las comunidades contemporáneas son de práctica, electivas, temporales y múltiples.
    63. Las comunidades de práctica necesitan de un procomún que abarca sus objetivos, métodos de trabajo, gobernanza y tecnología.
    64. Estados y mercados son soluciones incompletas; el procomún es esencial para que la gobernanza de un mundo complejo sea viable.
    65. Vivimos la transición hacia movimientos sociales capaces de abordar problemas complejos generando formas de innovación ciudadana.
    66. Solo con innovación ciudadana, gobiernos y empresas pueden enfrentarse a los retos de la Sociedad Red
Manifiesto Crowd: Inteligencia colectiva para impulsar las empresas del siglo XXI
¡Valora este artículo!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario